REFLEXIÓN SOBRE LA RELACIÓN ENTRE COMUNICACIÓN Y PODER

4220332017_28e298b0c7

“La información es poder”. Exponemos esta frase como apertura hacia la reflexión. ¿Información o manipulación? ¿Poder de una élite o de una audiencia?

En las últimas décadas, la autoridad que tienen la televisión, la radio, la prensa, el cine… y, en general, todos los medios de comunicación de masas, se ha acentuado notablemente. La sociedad, la audiencia de su información, se ve cada vez más influenciada por éstos, de ahí que exista una discusión acerca de si los medios se ven o no dominados por poderes políticos, sociales o empresariales.

Es indudable la influencia y el poder que ejercen los mass media sobre nosotros, y también que muchos utilizan dicho poder como medio transmisor de sus ideas. Ésta es la vía de manipulación: es una influencia indirecta y sutil que nos pretende concienciar de manera cautelosa, ocultada a nuestro entender[1].

Los medios nos presentan propuestas y perfiles políticos, pero, en numerosas ocasiones, son ellos los que se encargan de hacer críticas de la política. Aun que un medio se tache de objetivo, es imposible que lo sea en su totalidad ya que siempre hay una inclinación hacia un sesgo mediático. Éste se define como “tendencia de los medios de masas vinculados a intereses económicos de grupos a presentar determinadas noticias y elegir las noticias de las que van a informar de forma nada equilibrada, es decir, deformando, distorsionando o mintiendo; opuesto a la verdad”[2].

9788484320982Esta manipulación de los medios es llevada a cabo por poderes estatales o económicos, y se ve plasmada en una teoría comunicativa denominada Agenda Setting. Dicha teoría se define como “alianza tácita que existe entre el gobierno de un país (generalmente Occidental y, sobre todo, Estados Unidos) y los medios de comunicación para comunicar a los espectadores, oyentes o lectores de un determinado medio sólo lo que interesa, y ocultar al máximo lo que puede resultar peligroso o perjudicial para la estabilidad que ellos creen la correcta para su país”[3].

La teoría de la Agenda Setting la recogen en su ensayo los autores Noam Chomsky y Edward S. Herman. El tema que se trata en este ensayo es el modelo de propaganda que tienen los medios de comunicación. Se centran principalmente en los medios estadounidenses. El modelo sostiene que gran parte de los medio masivos de comunicación lo que hacen es difundir las ideas que interesen a las entidades empresariales o estatales. Además, se puede apreciar la aplicación de la teoría Gatekeeper, que afirma que los medios transmiten la información de manera selectiva a través de un filtro[4].  Este filtro deja pasar a determinada información y a otra la bloquea, como es el caso de las ideas comunistas ya que eran consideradas de ser antipatrióticas.

En una conferencia, el activista Noam Chomsky hace una reflexión sobre los grandes medios y el control[5].  En su discurso, aparte de recalcar que la presión sobre los medios tiene un efecto, nos expone lo siguiente:

Actualmente los medios son más abiertos y libres de lo que fueron hace 40 años, ya que reflejan el aumento de la civilización y presentan diversidad de alternativas para comunicarse, como Internet. El periodo en el que la prensa fue más libre fue a mitad del siglo XIX. Cuando era popular, diversa, dinámica y leída por todos. En Inglaterra trataron de eliminarla con censuras de diversa índole. Pero no pudieron porque había muchas formas de evadirla. Finalmente consiguieron marginarla por medio del capital que poseían y de la publicidad, ya que a los anunciadores no les gustaba lo que se decía en ese tipo de prensa. En EEUU también sucedió lo mismo.

De manera que, los medios dependen de la publicidad que les ofrezca las industrias para su existencia. Estas industrias se desarrollaron tras la I Guerra Mundial en los dos países más democráticos: Inglaterra y EEUU. La razón que impulsó su desarrollo fue la libertad que iba adquiriendo la gente gracias a las luchas populares. Por tanto, se decidió controlar las opiniones y actitudes de la gente mediante la publicidad, ya que no se podía emplear la fuerza. El propósito de la publicidad era convertir a la gente en consumidores pasivos y obedientes, que prestaran atención a las cosas superficiales de la vida. De esas ideas emergió el concepto “fabricando el consentimiento”. Estas grandes industrias invertían todo su esfuerzo en la publicidad, ya que conseguían dinero a través de ella. Pues el dinero no lo consiguen del programa, o también denominado televisivamente “relleno”, sino del anuncio, o también llamado televisivamente “contenido”.

lu00082401

Dentro de nuestro país, el sociólogo Manuel Castells recoge en un libro su propia reflexión acerca del poder y la comunicación. A continuación, analizaremos un fragmento de una entrevista realizada al sociólogo por RTVE.

“Demuestra como la comunicación puede derribar muros y como la forma esencial de poder reside en la capacidad para moldear las mentes de las personas”.

Atendiendo a la segunda parte de esta cita, “la forma esencial de poder” está en la capacidad de moldear las mentes de la audiencia. El poder como definición es “dominio, imperio, facultad y jurisdicción que alguien tiene para mandar o ejecutar algo”[6]. Esta definición es incluida en el blog Definición de, en el cual se habla del significado de poder, y la definen como la herramienta en la que consta la facultad que un ser humano le da otro para que, en representación suya, pueda llevar a cabo un plan[7]. Con esto pretendemos hacer ver que el poder no solo consta de la capacidad de moldear la mente de una persona; eso sí, no se pone en duda que la comunicación es capaz de “derribar muros”.

Lo siguiente que se menciona es que los nuevos medios por los que compartir información sí es verdad que establecen un innovador, bueno o perjudicial, conjunto de códigos que se entrelazan entre los movimientos sociales y que, sin darnos cuenta, creamos nuevos significados por la simple dinámica que llevan las masas.

Según Castells, la realidad mediática se construye bajo las reglas de los que tienen el poder; es decir, los poderosos establecen las reglas y normas sobre las que se fundamenta la comunicación y, en consecuencia, la realidad mediática. Cada medio construye un espacio de poder distinto, en la televisión, los periódicos o Internet lo hacen pero de formas diferentes. Dependiendo de la realidad a la que nos refiramos o de la que se trate, el poder lo tendrá una personalidad u otra. Por lo general, lo suelen tener las personas, empresas, gobierno, instituciones, etc.

Volviendo al principio de las reglas, la fundamental será ganar audiencia para ganar dinero. Es decir, producir un producto que guste, que cautive. Por lo general, a largo plazo no interesa crear contenido para un tiempo corto, ya que se invierte mucho dinero en poner en marcha un proyecto mediático. Esto llama la atención a patrocinadores que deciden ayudar económicamente para darse publicidad y, así, se va ganando puestos y territorio, haciendo que se interesen por ti.

Es necesario adaptarse a las nuevas tecnologías, porque los movimientos de la sociedad no esperan, lo que quieren lo quieren ya y de la mejor forma posible, y los que mejor ofrezcan ese producto serán los exitosos. Castells defiende la idea de que un medio tiene que ser creíble y profesional. Afirma que la gente suele atender más a fuentes que representan una mayor responsabilidad, simplemente por el hecho de que se sienten más seguros.

“Es pertinente aclarar que los sistemas sean estos políticos, económicos, familiares, educativos, empresariales o de cualquier tipo, se mueven, son dinámicos y dialécticos en el sentido de que prevalecen en dichos sistemas una serie de contradicciones que los impulsan a transformarse, a cambiar y que dichos cambios pueden ser con la finalidad de mejorar positivamente o bien para esclerotizarse, es decir para mantenerse petrificados, rígidos e inelásticos, lo que se expresa en su escasa capacidad de adaptación al entorno reinante, en su inestabilidad y fragmentación interna ante los conflictos internos y los embates del exterior.

Bajo este modelo de comunicar y ejercer el poder, es obvio que hay una pérdida enorme de las capacidades de los individuos, al limitarse su capacidad de reflexión, de participación y de decisión para transformarse a sí mismos y al sistema en que se mueven. Cada sujeto es un ser potencial lleno de creatividad, de entusiasmo, de entrega, de ideas innovadoras, de facultades afectivas, intelectuales, espirituales y físicas que son desaprovechadas, por actitudes y conductas que se vuelven rígidas, inflexibles e inadecuadas para un cambio positivo”[8].

good_night_and_good_luck-728507919-largeComo último ejemplo sobre esta relación entre poder y comunicación, citamos un fragmento del cine. La película Buenas noches y buena suerte no es, ni más ni menos, que una película basada en la crítica de unos medios de comunicación que, en la época de mediados del siglo XX, se encontraban completamente distorsionados a la par que manipulados por el gobierno.

[9]Este largometraje consiste, pues, en que seis americanos (entre ellos actores famosos como George Clooney y Robert Downey Jr., entre otros), se enfrentan ante las represalias que había impuesto un gobierno americano cubierto por corruptelas. La gran característica de la película es el ver como estos americanos conjuguen enfrentarse al gobierno con su programa informativo.

La película alcanza su auge en el momento del discurso final dirigido por Murrow el cual cita “La televisión puede enseñar, incluso inspirar, pero solo lo hará en la medida en la que nosotros estemos dispuestos a utilizarla con dichos fines, de lo contrario solo será un mísero aparato con cables y luces”.

Lo que quiere decir Murrow no es ni más ni menos que los medios de la época estaban expuestos al gobierno y por tanto se encontraban manipulados en función de lo que más les convenía. El discurso finaliza con la célebre frase que da nombre a la película, “Buenas noches y buena suerte”.

¿Qué podemos concluir acerca de la relación que existe entre comunicación y poder? Poniendo como referencia los tres ejemplos citados y la breve introducción del inicio, cabe destacar que la élite que controle los medios de comunicación de masas, ya sea la televisión, la prensa, la literatura… nos inocula inconscientemente una serie de información que ellos nos quieren hacer llegar para, así, ir “moldeando” nuestro pensamiento entorno a sus ideas. Es decir, el poder manipula la comunicación y nos la hace llegar de forma sigilosa para introducirla en nuestras mentes.

 

APARTADO BIBLIOGRÁFICO

BORREGUERO GÓMEZ, RAQUEL. Comunicación y poder. Relaciones en un mundo globalizado. En Communication & Society. Universidad de Navarra. Facultad de Comunicación. Editorial Universitas, S.A., Madrid, 2007, 155 pp. Disponible: http://www.unav.es/fcom/communication-society/es/resena.php?art_id=29

CARBONELL DÍAZ, J., Marcos-Alberca Pajero, A., Vaquero Organero, P. Comunicación y poder en la sociedad red. En SlideShare. 19 de mayo de 2012. Disponible en: http://es.slideshare.net/mrxavy/comunicacion-y-poder-en-la-sociedad-red-1

 

 

RTVE, Televisión, La 1, Informe Semanal. Entrevista al sociólogo Manuel Castells. 27 de noviembre de 2009. Disponible en: https://youtu.be/kH3tu8YIYUM

[1] JARAMILLO, IVÁN. ¿Qué relación existe entre comunicación, poder y TIC? http://jaramillorobledo.blogspot.com.es/2012/04/que-relacion-existe-entre-comunicacion.html (Consulta: 26 abril, 2012)

[2] WIKIPEDIA. https://es.wikipedia.org/wiki/Sesgo_medi%C3%A1tico (consulta: 30 septiembre, 2016)

[3] CHOMSKY, NOAM Y S. HERMAN, EDWARD. Los guardianes de la libertad. 1988-1990.

[4] MOSCOSO, PURIFICACIÓN. Teorías de la Comunicación, tema 4, UAH, curso 2016-2017.

[5] YOUTUBE. Noam Chomsky – Rebel without a pause: Los grandes medios y el control. https://www.youtube.com/watch?v=2VSNQKPfTF0

[6] CAMPOS, J. 23ª edición. 2014. Real Academia Española. http://dle.rae.es/?id=TU1KCfY|TU2nLT0

[7] PÉREZ PORTO, J. Y MERINO, M. Publicado en 2008 y actualizado en 2012. En el blog Definición de poder – Qué es, Significado y Concepto. http://definicion.de/poder/#ixzz4LjTFEQLs

[8] MORÁN PEREZ, N. Reflexiones sobre comunicación y poder. http://ensenanzadelacienciaylainvestigacion.blogspot.com.es/2009/07/reflexiones-sobre-comunicacion-y-poder.html

[9] – MARTINEZ, E. Buenas noches y buena suerte, cine político, 2008.

– GRUPO OCOMUNIC. Tráiler Buenas noches y buena suerte, YouTube, 2012.

– PURIFICACION, Teorías de la comunicación, Apuntes de clase, UAH, 2016-2017.

– TORNÉ, E, Teorías de la comunicación, Apuntes de clase, UAH, 2016-2017.

ATENTAMENTE FIRMADO, 1º CAV

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s